«Un lugar mágico lleno de sorpresas»